Tuesday, August 19, 2008

La crónica y el suceso: Julio Matas.


Foto: Mario García Joya.

Crónica y suceso de un homenaje.
Por Luis de la Paz.

HOMENAJE A JULIO MATAS EN TEATRO EN MIAMI STUDIO
Por Olga Connor.
El Nuevo Herald. Publicado el 19 de agosto 2008.

En merecido homenaje al dramaturgo, narrador y ensayista cubano Julio Matas, Laura Zerra y Eddy Díaz Souza, en colaboración con Teatro en Miami Studio, presentaron la lectura dramática de la obra La crónica y el suceso, dirigida por Díaz Souza. La obra emocionó a Virgilio Piñera, contó el escritor Luis González-Cruz, en su breve introducción el jueves pasado en el teatro de la Calle Ocho y la avenida 25, pero nunca fue estrenada hasta ahora, 44 años después de publicada.

González Cruz expresó que cuando lo conoció en La Habana, Matas acababa de realizar estudios en Harvard University y se le recordaba por haber puesto en escena La soprano calva, de Ionesco en 1956. Matas, quien fue actor y director dramático en Cuba, dejó luego la isla y obtuvo una cátedra de literatura en Pittsburg University, en Pennsylvania, desde donde comenzó a realizar trabajos críticos, pero siguió escribiendo obras dramáticas y la novela Entre dos luces, ''aunque su verdadero anhelo ha sido siempre el teatro'', dijo Matas.

Con el elenco de Fernando Pellegrín, Mercedes Ruiz, Jorge Ovies, Laura Zerra, Rodolfo Valdés Sigler, Lisiada Mansito, Reinaldo González Guedes y Pedro Muñoz, la lectura de La crónica y el suceso resultó entretenida y creó la expectativa de una posible futura puesta en escena por su estructura tan novedosa --''no tiene arrugas después de tantos años'', comentó Gónzalez Cruz-- y por su tema de personajes citadinos que se reúnen en un café y terminan en una corte de justicia. Con distintos puntos de vista en una escenificación de un juicio en el escenario, Julio Matas como autor es también personaje ficticio que resulta muerto. Los crímenes pasionales aparecían en la crónica roja, y los juzgados eran tema de sainetes y sketches del teatro bufo. Matas hace aquí un cruce de lo bufonesco, como dice Pedro R. Monge Rafuls en el programa, con el teatro del absurdo y el realismo de la típica comedia cubana, lo que lleva a sorpresa tras sorpresa en el desarrollo de la obra.

1 comment:

bruno mateo said...

Me alegra mucho por mi compañero Eddy Díaz Souza con quien tuve el honor de trabajar algunos años en Caracas. Venezuela.

El es un hombre de teatro y de la cultura muy valioso.